Sugerencias y Trucos de cocina

Todo|A|B|C|D|E|F|G|H|I|J|K|L|M|N|O|P|Q|R|S|T|U|V|W|X|Y|Z

Hamburguesas bien hechas A menudo, si las hamburguesas son muy gruesas, no se acaban de cocinar bien por el centro y, para conseguir que no queden crudas, casi hay que chamuscarlas por fuera. Para remediarlo, hazles un agujerito en el centro antes de ponerlas en la sartén o en la plancha. Mientras se cocinan, la carne terminará uniéndose dando como resultado unas hamburguesas jugosas y perfectamente cocinadas.
Helados más cremosos Si te gusta preparar helados caseros, te interesará saber que, si sustituyes el azúcar por miel, evitarás que se formen cristales y te quedarán mucho más cremosos.
Hervir alimentos en un pis-pas Si necesitas hervir agua con rapidez, pon la cacerola al fuego con muy poco agua y, calienta el resto en el microondas a máxima potencia. Después vierte el agua del micro en la cacerola y la tendrás hirviendo en un momento.
Hierbas aromáticas Si, en la elaboración de una receta, pone que las hierbas aromáticas deben retirarse al final de la cocción, te será más fácil realizar esta tarea si las introduces antes en un filtro para el té.
Hierbas aromáticas “express” Para secar hierbas aromáticas rápidamente pon las hierbas entre dos hojas de papel absorbente de cocina y mételas en el microondas a toda potencia durante 30 segundos. En poco rato tendrás tus hierbas aromáticas secas y listas para guardar por mucho tiempo.
Hierbas frescas siempre en casa Para poder tener finas hierbas frescas en cualquier momento, pícalas menudas, humedécelas e introdúcelas en la bandeja para hacer cubitos de hielo. Cuando quieras usarlas, sólo tendrás que descongelarlas en el microondas durante unos pocos segundos.
Hojas de chocolate Deja a tus invitados con la boca abierta sirviéndoles hojas de chocolate. Para hacerlas, derrite chocolate y con un pincel pinta ligeramente unas hojas de árbol o de plantas que te gusten y que hayas lavado y secado bien. Mételas en el congelador, y, después, dales otra capa de chocolate antes de volverlas a refrigerar. Una vez el chocolate esté duro retira la hoja verde y ya está.
Huevos enteros Al cocer huevos, siempre se corre el riesgo de que estos se rompan en el momento de introducirlos en el agua hirviendo. Si quieres ir sobre seguro, sumérgelos en agua fría y, luego, pon el cazo al fuego.
Huevos revueltos muy esponjosos ¿Te gustan los huevos revueltos, pero no consigues que te queden esponjosos? Añádeles un poquito de agua mineral con gas cuando los batas.

Curiosidades
Cuidado con el caldo

Si por cuestiones de tiempo, prefieres los caldos envasados, debes tener en cuenta que su altísimo contenido en sodio no los hace muy recomendables para las personas con problemas cardiovasculares o de retención de líquidos.

Más curiosidades [+]