El Brócoli

Aunque es una hortaliza con muy pocas calorías, el brócoli está considerado como el producto de la huerta con más nutrientes. En nuestro país, donde comenzó a consumirse hace apenas veinte años, este sano vegetal empieza a ganar adeptos.

También llamado brócoli o brécol, el brócoli es una verdura de las familias de las Crucíferas, en la que se incluyen más de 3.000 especies, como la col, el repollo o la coliflor. Se cree que procede de la costa mediterránea y de Asia central y, aunque existen referencias de su consumo desde la era precristiana, en la antigüedad fueron los romanos sus mayores productores y consumidores, de ahí que sea tan popular en Italia. También en Francia se consume brócoli de forma regular. En nuestro país, en cambio, este vegetal no se empezó a popularizar hasta hace unos 20 años.

Al igual que su “prima” la coliflor, la parte comestible del brócoli es la inflorescencia –la flor-. En su caso, está menos apretada y es de color verde intenso –en algunas variedades puede ser grisáceo o morado-, lo que hace que se parezca a un árbol en miniatura. En cuanto al sabor, el brócoli es mucho más delicado y menos oloroso que la coliflor.

Existen numerosas variedades de brócoli pero, en general, se engloban en dos grupos principales: el Sprouting, que es de color blanco o morado y se vuelve verde cuando se cocina; y el Calabrese, que tiene un color verde más intenso y cuyo sabor es más apreciado.

Cuando vayas a comprar brócoli, ten en cuenta que el de mejor calidad es el que tiene los racimos pequeños y compactos. Su color, verde o morado, debe ser brillante y es importante que su tallo esté bien cortado. Rechaza el brécol que esté blando, el que tenga las flores abiertas o un color amarillento.

Para conservarlo, guárdalo en la nevera sin lavarlo y en una bolsa de plástico con algún agujerito para que “respire”, así te durará de 3 a 5 días. Si no lo metes en la nevera, se pondrá fibroso y leñoso enseguida y, si lo mojas, se ablandará y le saldrá moho. Por eso, es preferible lavarlo justo antes de cocinarlo.

Propiedades

Aparte de ser un alimento ideal en dietas de adelgazamiento, el brócoli proporciona mucha vitamina C, ácido fólico y hierro, de gran necesidad entre las embarazadas y entre las personas anémicas. Algunos de sus componentes ayudan, por otra parte, a luchar contra el benzopireno, una sustancia cancerígena presente en el tabaco y en el humo de los automóviles.

Más Monográficos[+]

Recetas relacionadas con el monográfico: El Brócoli

Curiosidades
Comer con las manos

Aunque algunos crean que es una vulgaridad, existe una serie de alimentos que, según los expertos en buenas maneras y protocolo, se pueden comer con las manos. Son los siguientes: los espárragos, el jamón, el marisco y algunos platos de carne, sobre todo, si tienen hueso, como las aves de caza. Es importante que, para degustar los alimentos con las manos, se disponga en la mesa de un lavadedos o aguamanil, es decir, un pequeño bol para cada comensal con agua tibia y un trocito de limón.

Más curiosidades [+]