Receta de Tarta de queso y chocolate blanco

Tarta de queso y chocolate blanco

Porciones / número de personas: 4
Tiempo de Preparación: 30 minutos
Tiempo de cocción: 15 minutos
Categoría: Postres y Cockteles,
Tipo de plato:Postre,
Dificultad: Fácil

Ingredientes
  • 150 gr de galletas
  • 70 gr de mantequilla
  • 450 gr de queso fresco de untar
  • 225 gr de chocolate blanco
  • 200 ml de leche
  • 1 vaina de vainilla
  • 35 gr de azúcar glas
  • 3 hojas de gelatina neutra

Instrucciones

Colocar el anillo de un molde desmontable encima del papel de horno. Recortar un círculo y forrar con él la base del molde.

Poner en agua fría las hojas de gelatina.

Precalentar el horno a 180º. Derretir la mantequilla en una sartén o en el microondas y triturar las galletas.

Mezclar las galletas con la mantequilla fundida en un bol y extenderla sobre el fondo del molde; hornear durante 15 minutos.

Para preparar el relleno, derretir el chocolate con la leche al baño maría, removiéndolo con unas varillas.

En un bol batir el queso con las semillas de la vaina de vainilla y el azúcar glas.

Añadir la mitad de la mezcla al chocolate y leche removiendo para que se integre bien.

Agregar poco a poco el resto de la mezcla y continuar removiendo hasta obtener una crema lisa y suave.

Disolver la gelatina en un poco de agua caliente y añadir a la mezcla.

Rellenar el molde con el compuesto preparado, alisar la superficie y dejar en el frigorífico durante 6 horas.

 Versión para imprimir

Fuente:
Contribución: espaciorecetas 06/09/2007 07:04

Recetas relacionadas que te pueden interesar

Curiosidades
El divino azafrán

Desde la antigüedad, el azafrán está considerado como una especia muy valiosa y se le atribuía un origen divino. Según la mitología, Hermes, dios de la sabiduría, hirió a su amigo Crocos e hizo que la sangre que manó de su cabeza se convirtiera en azafrán al tocar la tierra. Otra leyenda dice que los dioses del Olimpo premiaron el gran amor que se tenían Crocos y Esmilax, transformándolos a él en azafrán y a ella en tejo.

Más curiosidades [+]